lunes, 13 de mayo de 2013

Ante la condena del Gral. Miguel Dalmao



11 de mayo de 2013.-

Foro Libertad y Concordia.-

Estupor… repugnancia… dolo...

Distintos sentimientos y reacciones que van en aumento al leer cada renglón de la sentencia de condena del Gral. Dalmao a 28 años de penitenciaría.-

Estupor porque después de siete años de iniciado el proceso judicial y luego de haberse renovado la fiscalía y la sede judicial, ingenuamente creímos que los nuevos actores judiciales responsables del caso, revisarían seriamente el expediente y pondrían las cosas en su lugar con el único resultado posible: la exculpación del Gral. Dalmao por ser arbitrariamente acusado de un delito que no existió.-

Así de simple es el tema: un suicidio, lamentable como todos y frecuente como muchos en el Uruguay; un abogado, denunciante profesional, que fabrica una causa judicial en conjunción con una fiscal altamente politizada, decidida a ser el principal dedo acusador contra los militares; un juez nervioso e impaciente que nunca entendió el caso y los hechos, sumándose en forma oscilante y dubitativa a lo que lentamente le sugería la fiscal; un procesamiento sin pruebas, sólo por “convicción”, derivado de la necesidad de fundamentar la primera declaración de inconstitucionalidad de la Ley de Caducidad para este caso, la que pasó a ser valorada como una sentencia “emblemática”.- Y, como tal, debería tener como resultado acorde: el procesamiento de un General en actividad a como diera lugar, sin importar los límites legales ni la dosis de arbitrariedad necesaria para alcanzar este objetivo político.-

Apelado el procesamiento por “coautoría”, que fue la máxima “convicción” a la que llegó el juez aún con todas las “chicanas” de la fiscal, un tribunal de apelaciones fue más allá todavía y, en claro prejuzgamiento, dice que Dalmao es “autor de un delito de homicidio….”, confirmando el procesamiento y agravando la tipificación más allá de sus funciones y potestades a esta altura del proceso.-

En la etapa de condena, un fiscal, subrogante por pocos días, toma esta sentencia del tribunal de apelaciones y le agrega su cuota de ácido, tipificando “homicidio político” con innúmeros agravantes y llegada la nueva fiscal efectiva del caso, confirma lo del anterior y ratifica el pedido de 28 años de penitenciaría.-

Con precisión, la Defensa ha sostenido que todo este adorno semántico ha transformado el proceso en una suerte de “juego de espejos” que, naturalmente, no es de creación de la mediocridad judicial criolla; en la doctrina alemana se le llama “estafa de etiquetas” (palabrerío que encubre una realidad absolutamente diferente a lo que ellas enuncian).-

Y esto es lo que ha sido este juicio desde su inicio, siempre al borde o directamente teñido de lo que el lenguaje define como “prevaricato”: incumplimiento malicioso o por ignorancia culpable de las funciones públicas y la injusticia dolosa o culposa cometida por un juez o magistrado.-

Así resulta como corolario esta desastrosa sentencia, cuyo estudio, irremediablemente, nos pasa del estupor a la repugnancia: difícilmente puede falsearse los hechos de esta forma e inventar, con frondosa imaginación, circunstancias explicativas sin probar que transforman un suicidio en homicidio, e inculpan a un inocente condenándolo a cadena perpetua sin el más mínimo prurito.-

Hay injusticia dolosa cuando la juez, recogiendo la “plataforma fáctica” señalada por un fiscal de oscura herencia política, como base para pedir su condena, refiere a un marco histórico realmente panfletario para encuadrar el hecho en coyunturas que nada tienen que ver con lo que se investiga.-

En esta lógica, como recomienda ahora a los fiscales uruguayos el tristemente célebre ex juez español Baltasar Garzón, todas las causas investigadas tienen que ser encuadradas en un contexto, cuanto más tergiversado y cargado de horror, mejor.- Y así, este suicidio fue encuadrado como homicidio con brutales agravantes en la aplicación del “Plan Cóndor”, soslayando que el mismo no existía en esa época (fue firmado un año y medio después) y que, aún así, ninguna repercusión puede tener en la baja jerarquía del entonces Alférez Dalmao.- Es tan burdo como responsabilizar a la secretaria del juzgado por las decisiones de la Suprema Corte… así de retorcida es esta “estafa de etiquetas” criolla.-

Lo doloso de la sentencia tiene su expresión suprema cuando se incluye al Alférez Dalmao dependiendo de OCOA (que nada tiene que ver en esto), e interrogando a la occisa bajo presión hasta ocasionarle la muerte.- O la jueza no tiene noción de lo que está hablando (ignorancia inexcusable) y no entendió nada del expediente o, con dolo, afirma como probados hechos que nunca se mencionaron en el juicio.- Lo único que le tocó vivir al Alférez Dalmao fue ser de los primeros en encontrar el cuerpo suspendido de un pañuelo de cuello atado a un gancho en la pared.-

Todos los testimonios ubican al Alférez Dalmao actuando luego del suicidio, es decir post facto; ninguno lo ubica antes del fallecimiento por lo que las conclusiones de fiscales y jueces son fantasiosas y mendaces.- La propia fiscal Guianze reconoció que no tenía pruebas de esto y, después que ella dejó la fiscalía, nada cambió; ningún testimonio o prueba emergente permite llegar a esta acusación carente de todo sustento.-

La Defensa del Gral. Dalmao ha fundamentado hasta el hartazgo los detalles del incidente; nada ha sido tenido en cuenta en este proceso, aplicándosele el más brutal desconocimiento de su base argumental.-

El Foro Libertad y Concordia e Instituciones Sociales Militares han informado desde hace más de dos años, con absoluto conocimiento del tema, a las más alta autoridades nacionales, calificados parlamentarios, autoridades religiosas y opinión pública en general de los atropellos judiciales que se están produciendo en los juicios a militares y en este caso en particular.-

Todos han sido informados al detalle de los pormenores del caso Sabalsagaray y de la inocencia del Gral. Dalmao y, por supuesto, del anciano Cnel. Chialanza, ambos internados en el Hospital Militar desde hace dos años, por sus delicados estados de salud.-

Sería de desear que revisaran los documentos que se les hizo llegar oportunamente, quizás previendo este desenlace siniestro, y hagan sentir su voz, porque estas transgresiones  judiciales también hacen a la pérdida de respeto por la institucionalidad y por el marco normativo que debería conformar el Estado de Derecho que tanto les entusiasma defender.-

Realmente, es difícil entender que desde lo institucional se está siendo omiso en la defensa de este caso y de los otros, permitiendo este revisionismo de facto y la aplicación del derecho en sus formas más abyectas para alcanzar objetivos políticos perimidos en un escenario de conflicto setentista devenido en la batalla jurídica como instrumento de la política.-

Hasta aquí lo repulsivo.-

Sólo nos resta hablar del dolor, inmenso dolor, de ver a nuestros camaradas, ancianos algunos, seriamente afectados en su salud otros, padecer estas persecuciones que se trasladan a toda la Institución armada y a las respectivas familias, a quienes acompañamos desde siempre.-

Mientras tanto, el gobierno sigue impasible observando este lamentable escenario y permitiendo que su fuerza política siga elaborando novedosas estrategias para seguir perforando el marco legal y llevar más militares y policías presos.- Cuando oíamos de algunas personalidades que “Dalmao se está comiendo un garrón”; “no me gusta ver a los viejos presos”, etcetera, pensamos que nuevos vientos estaban impulsando una clausura definitiva de la estigmatización.- Ahora comprendemos que eran nuevos vientos sí, pero más fétidos que los anteriores.-

Lamentable de verdad!!!

miércoles, 27 de junio de 2012

Primer batallón uruguayo en Camboya.

Cnel Arquímedes Cabrera.

Un recuerdo: A 20 años del despliegue del primer batallón uruguayo en Camboya.

“Ese lluviosos 27 de junio de 1992 vio llegar al aeródromo de Stung Treng, en el lejano noreste de Camboya, los cuatro primeros vuelos de los C 160 Transalt transportando 37 hombres y cuarenta toneladas de material como avanzada del despliegue del Batallón Uruguay en Camboya.

La integración fue la siguiente: 2do Comandante de Batallón al mando, Jefe S-1 Mayor Devercelli, Jefe de la Sección Logística Tte 1ro. Andrés Passarino con 5 hombres, Jefe de la Sección de Ingenieros Tte 1ro. 

German Weigel con 20 hombres y el Jefe de la Sección de Comunicaciones Tte 1ro. Alfredo Ramirez con 7 hombres.

Como transmitir las vivencias de aquellos hombres que de improviso de encontraron en medio de un área desconocida, con temperaturas extremadamente altas y bajo condiciones meteorológicas totalmente adversas?

Aún hoy perdura en las retinas de quienes tuvieron el privilegio de vivir esas horas históricas del despliegue de nuestra Unidad en el área de operaciones mas dura e inhóspita de la misión de Naciones Unidas en el sudeste asiático. La imagen de un aeródromo desolado, la proximidad de la selva, la lluvia pertinaz, el barro. Los mosquitos y los a menudo inquietantes puntos luminosos que surcaban el cielo plomizo seguido del clásico repiquetear de las armas automáticas y sordas explosiones de esporádicos disparos de morteros o cohetes.

El Oficial de informaciones, Mayor Picabea que se encontraba en el área desde hacía varios días, se presenta al 2do Comandante de Batallón y rápidamente lo pone al tanto de la situación.

La lucha contra la naturaleza es desigual. Los hombres a pesar del agobiante calor y de estar empapados hasta los huesos, luchan frenéticamente por proteger el equipo, levantar carpas, cavar zanjas. Las cajas de raciones ruedan por el agua y a esa altura nada escapa a la humedad que todo lo invade. Una cámara filmadora que se había llevado pronto queda fuera de servicio.

No hay tiempo ni de sacar las armas de las bolsas de impedimentas, cae la noche y el pequeño grupo de Charrúas queda dividido.

Los ingenieros ocupan posiciones en el aeródromo y el grupo logístico y de comunicaciones levanta dos carpas en una posición próxima a la Villa de Stung Treng¨.

El comandante del grupo avanzado es guiado hasta el centro de la villa, adonde se encuentra el puesto comando de la fuerza de tarea francesa, a cargo del área desde hacia tres semanas a la espera de los Orientales para ser relevados.

A la débil luz de una lamparilla alimentada por un ruidoso pero poco efectivo generador, se realizan las presentaciones entre los oficiales y rápidamente el comandante francés pone en situación al uruguayo a través de una corta exposición sobre la carta de situación.

La situación es tensa, en la villa se respira el temor y las calles desiertas, pobladas únicamente de perros hambrientos que entretienen sus largas noches de vigilia aullando permanentemente, muestran a los recién llegados un panorama poco alentador.

Los oficiales franceses agasajan a los uruguayos con una cena local en un pequeño y miserable restaurante de tablas y palmeras. La dueña recibe a los recién llegados diciéndoles que son bienvenidos pero lamentando que no hubieran llegado antes. Al preguntársele el motivo, el intérprete informa que a su esposo lo había matado el Khmer Rojo hacia apenas un mes.

Ese pequeño restaurante sería adoptado mas tarde por muchos integrantes del Bn. Uruguay y bautizado ¨El Charrúa¨ luciendo hoy día un cartel en su entrada escrito en español y en Khmer.

Finalizada la cena los franceses se retiran a descansar mientras que los jefes uruguayos quedan trabajando sobre la carta de situación planificando los reconocimientos del área.

Esa misma noche del 27 de junio, de regreso al campamento próximo a la villa, los jefes encuentran un pequeño fogón matrero protegido de la lluvia apenas por un nylon y una lata chamuscada con agua.

De la sombra surge el “alto quien vive!!!” y luego del reconocimiento de rutina, se aproximan los dos centinelas, pero esta vez en lugar del clásico “sin novedad” al que estábamos acostumbrados en tiempo de paz, el curtido rostro del Cabo Morales de la sección logística, mira atentamente al comandante recién llegado y le dice “Ta´ brava la cosa mi comandante, no?”. Y observando a la selva circundante sumida en completa oscuridad, agrega “No importa, acá vamos a hacer la pata ancha” y luego de acomodarse el machete que portaba atravesado a la cintura ofrece un mate a sus superiores. En ese momento, los oficiales se percatan que los centinelas, aún no habiendo tenido tiempo de sacar las armas, que venían desmontadas en las impedimentas, portaban sus machetes al mejor estilo del facón criollo.

Estos pequeños hechos fueron sellando a fuego el espíritu que semanas mas tarde destacaría al Batallón Uruguay en esta misión.”

Extractado del Libro “Operación Camboya”

martes, 5 de junio de 2012

SOLDADOS / POLICIAS



Cnel Arquímedes Cabrera



Una sociedad en pánico frente al crecimiento incontrolable de la delincuencia.

Hablar de las únicas opciones disponibles hoy es hablar de las Fuerzas Armadas.

Mirémoslo por donde lo miremos. Horas de debates, ríos de tinta y lamentable tiempo dedicado a vanas discusiones, no dejan otra alternativa.

El numen de la seguridad para cualquier estado reside en sus Fuerzas Armadas.

Si hay que reducir la corrupción carcelaria se recurre a los militares.

Si hay que pensar en estabilizar las áreas rojas del delito no hay muchas opciones, los militares.

Si hay que profesionalizar las fuerzas policiales, integrémosla con “milicos verdes”.

Sin embargo, la obstinada, por no decir dogmática ignorancia acerca del Espíritu Militar, intenta cortar camino, suponiendo ingenuamente mejorar los cuerpos policiales fomentando la deserción de efectivos militares para ser integrados a los cuadros policiales.

El doble del sueldo y una vida mucho más “civil” y con respaldo sindical, parecía ser la clave para resolver la transferencia de capacidades de efectivos militares a las filas policiales.

Una evidente muestra del mal empleo de los recursos del estado y el desconocimiento de su esencia.

Mediante la transferencia al cuerpo policial de soldados entrenados para operar en forma regimentada, con un concepto de los códigos de honor y reglas de empleo de la fuerza a través de sistemas de armas caros y letales, se pretendió transferir capacidades que son incompatibles con cuerpos policiales.

Conclusión: De 1500 vacantes, apenas pudieron llenarse 500 con integrantes de las FFAA que provienen en su gran mayoría de servidumbres administrativas, no de los cuadros combatientes.

Poco y nada le van a aportar mas allá de saber “hacer la venia”.

¿Cuantas veces hemos tenido que aclarar que nuestros soldados no van a las Misiones de Paz únicamente por el mejoramiento de sus ingresos?

¿Cuantas hemos comprobado que nuestros soldados no son comprables con dinero?

¿A quien le ha quedado alguna duda de su alto profesionalismo a través de tantos años de participación en delicadas misiones en los lugares más hostiles del planeta?

Hoy queda bien claro.

Los guerreros tripulando blindados de mas de 30 toneladas que vimos desfilando por Durazno el 24 de mayo en oportunidad de festejarse el Día del Ejército Nacional, son los mismos que patrullan las selvas africanas, que participan en misiones humanitarias y de pacificación en diversas partes del planeta y están a la orden para ejecutar misiones ante cualquier emergencia nacional.

Si los sabemos emplear, son la única opción a nuestra sociedad para enfrentar la violencia y el delito organizado.

Como manifestó el Comandante en Jefe del Ejército, los militares no tienen vocación policial - nada de guardia nacional -. Al igual que los policías no deben tener inquietudes por cumplir misiones militares.

Pero si el estado requiere de sus recursos para enfrentar amenazas a su seguridad, sus soldados están preparados, mal pagos y sin sindicatos, pero imbuidos del insustituible Espíritu Militar como a lo largo de toda nuestra historia han demostrado.

Como recurso del estado los Soldados parecen ser hoy la única opción para comenzar a pensar seriamente en como enfrentar el avance incontrolable de la droga y el crimen transnacional organizado.

Pero como situación de emergencia, porque no tienen vocación policial; y además encuadrados dentro sus mandos orgánicos, porque ahí reside la clave de su eficiencia.

Claras y contundentes muestras de profesionalismo, credibilidad y digno Espíritu Militar a través de todos estos arduos años lo acreditan.

Pretender cortar camino y hacer una mejor policía con soldados desertores solo porque se les ofrece mejor paga no resulta.


lunes, 18 de mayo de 2009

Carta abierta de un Soldado a la Familia Militar

Camaradas y Compatriotas:


Después de 48 años al servicio del Ejército Nacional, he decidido asumir una nueva misión ocupando un puesto en la próxima batalla que se dilucidará en estas elecciones.

Un desafío en el terreno político, contra quienes han sido nuestros enemigos del pasado en el terreno militar, y hoy persiguen los mismos objetivos de entonces utilizando la democracia.

Es por ello que sin titubear, hemos decidido enfrentarlos en un terreno que no es el nuestro, para darles lucha sin cuartel como en el pasado hasta el último aliento.

Esta será la batalla final, dentro del Estado de Derecho, por la existencia de nuestra Nación.

De un Estado Democrático Republicano, que los principales activistas del gobierno han despreciado y violado sistemáticamente.

Dominados por una anacrónica filosofía marxista, han sido persistentemente impulsores de cuanto proyecto o ley para la destrucción de sus tres enemigos principales: LA FAMILIA, LA FE y LAS FUERZAS ARMADAS.

Su materialismo ateo, utiliza como lo ha hecho a lo largo de toda la historia, las miserias humanas y la ignorancia para demoler la civilización occidental y cristiana que nos dio origen.

Desde una monumental operación de propaganda, utilizando los derechos humanos en beneficio de sus objetivos estratégicos; hasta arteros golpes, como el decreto entre gallos y medianoche para la inclusión de la homosexualidad en las Escuelas de formación de Oficiales, todas sus predicas han marchado en una dirección concreta:

LA DISOLUCIÓN DE LA NACIÓN Y SUS INSTITUCIONES.

Su odio hacia lo que la Patria representa, ha quedado de manifiesto una vez mas este fin de semana, en oportunidad de un acto del partido de gobierno, en que se sustituyó el pabellón Nacional, que tradicionalmente ondea junto al monumento del General Artigas en la plaza San Fernando de Maldonado, por la bandera de la internacional comunista, y la del MPP en el lugar de la de los “33 Orientales”.

Y esto es solo la punta del témpano. Como ellos mismos lo manifiestan cínicamente, precisan otro período de gobierno para continuar “avanzando” en su proyecto socialista, o lo que es lo mismo: la disolución de las Instituciones y el colapso de nuestra sociedad como las conocemos.

Ha llegado la hora de decir basta.

Exhorto a todos los camaradas y sus familias a fortalecer el temple y el espíritu en esta lucha trascendental POR LA SUPERVIVENCIA DE NUESTRAS INSTITUCIÓNES Y FAMILIAS,

concurriendo, al acto de mañana 18 de mayo, día del Ejercito, en conmemoración de los Soldados caídos en el cumplimiento del deber, en Avenida Italia y Abacú a las 09:30; y a todos aquellos actos y eventos que fomenten el nacionalismo vigoroso y sano que los Orientales heredamos de nuestro Gral. José Artigas enarbolando el Pabellón Nacional.

Solo con el compromiso de todos los integrantes de la Fuerza, familiares y amigos lograremos derrotar al enemigo en esta batalla.

Estimulémosles a participar, a mostrar nuestro pabellón con orgullo, a enarbolarlo en los frentes de nuestras casas y a transmitir desde ahora, nuestra voluntad inquebrantable de vencer al marxismo en esta encrucijada histórica!!!

Camaradas, la indiferencia ya no es mas una opción.

Bienvenidos a esta Patriada

Cnel ( r )Arquímedes Cabrera

Presidente de la Unión de Ciudadanos Nacionalistas 1412

miércoles, 24 de diciembre de 2008

Resolución 1856

AFP
23 dic. 08 - 09.30h

El Consejo de Seguridad de la ONU el lunes
prorrogó por unanimidad el mandato de la fuerza de paz de las Naciones Unidas en la inestable República Democrática del Congo (RDC) durante un año en la tarea de dar prioridad a la protección de los civiles asediados.

La Resolución 1856 prorroga el mandato de la misión conocida como la MONUC, que expira a finales del mes, hasta el 31 de diciembre de 2009 y autoriza "el mantenimiento hasta esa fecha de hasta 19.815 efectivos militares, 760 observadores militares, 391 policías y 1050 personal de las unidades de policía. "

Dirige la MONUC "para que concedan la máxima prioridad a la solución de la crisis en las provincias de Kivu (este de la RDC), en particular la protección de los civiles, y concentrar progresivamente durante los próximos años su acción en la parte oriental de la República Democrática del Congo."

La resolución a redactada en francés también deja claro que la fuerza de las Naciones Unidas puede actuar con independencia frente a grupos rebeldes armados que amenazan a civiles, así como dar asistencia humanitaria y personal de las Naciones Unidas.

Los combates desde finales de agosto entre tropas gubernamentales y fuerzas rebeldes CNDP encabezada por el señor de la guerra étnica tutsi Laurent Nkunda, ha desplazado a más de 250.000 personas en el este de la provincia de Nord-Kivu.

El CNDP ha infligido grandes pérdidas en el ejército congoleño, teniendo su asalto a las afueras de la región de Nord-Kivu, Goma, capital regional.

La MONUC ha sido ampliamente criticada por su incapacidad para detener la lucha y para proteger a los civiles en la región de Nord-Kivu, donde algunas de las 6200 generales de la fuerza están actualmente desplegados.

El Embajador de Naciones Unidas, el Francés Jean-Maurice Ripert, dijo que la resolución envía un mensaje claro de que la MONUC está facultado para llevar a cabo operaciones contra los grupos armados que pudieran poner en peligro el proceso de paz.

Dijo en el texto que notifica a los Estados de la región "deben cooperar con el Gobierno de la RDC para ayudar a lograr el regreso de la paz duradera y la seguridad en territorio de la República Democrática del Congo."

"Acogemos con beneplácito el fortalecimiento de los acuerdos bilaterales entre Rwanda y la República Democrática del Congo el diálogo que consideramos como una de las claves para la estabilidad regional", señaló Ripert.

Nairobi en el marco del acuerdo alcanzado por la República Democrática del Congo y Rwanda el año pasado, Kigali se ha comprometido a sellar sus fronteras con su vecino para impedir la circulación de otros grupos armados y para reducir cualquier tipo de apoyo que pudiera acceder.

La presencia de los rebeldes armados - en particular (FDLR), a quien acusa de Kigali Kinshasa de apoyo - tienen desde hace mucho tiempo tensas relaciones entre Kinshasa y Kigali.

Ruanda acusa a algunos de los rebeldes de las FDLR - estima que en número de 6000 - de haber tomado parte en el genocidio rwandés de 1994, cuyo resultado, dice Naciones Unidas, que fueron unos 800.000 muertos, en su mayoría tutsis.

Ruanda a su vez, niega las acusaciones de que sea el apoyo a las tropas gubernamentales contra Nkunda en el este de la RDC.

Mientras tanto la resolución 1856 también autoriza a la MONUC a utilizar "su capacidad de seguimiento y de control para limitar la prestación de apoyo a los grupos armados ilegales derivados del comercio ilícito de recursos naturales".

Las provincias Nord-Kivu y Sud-Kivu, son ricas en casiterita (mineral de estaño), el oro y el coltán, y con el comercio de esos minerales se sustenta una década de conflictos y violaciones de los derechos humanos.

El Coltán, o mineral colombo-tantalita, se utiliza para hacer capacitatores cabeza de alfiler que son parte fundamental en teléfonos móviles y otros productos electrónicos de consumo. Un tercio las reservas estimas de coltán de todo el mundo están en el Congo.

El consejo de 15 miembros más tarde aprobó por unanimidad una resolución por la que renueva hasta el 30 de noviembre de 2009, el embargo de armas a grupos armados que operan en el este de la RDC.

También se renueva para el mismo período de viaje y sanciones financieras dirigidas a los dirigentes políticos y militares de los grupos armados extranjeros que operan en la República Democrática del Congo, así como los de las milicias congoleñas que reciben el apoyo exterior que obstaculicen el desarme y el proceso de repatriación.

Las sanciones se aplican también a "personas o entidades que apoyan a los grupos armados ilegales (en el este de la RDC), a través de comercio ilícito de los recursos naturales."

Nota original:

AFP

23 dec. 08 - 09.30h

The UN Security Council on Monday unanimously renewed the mandate of the UN peace force in restive Democratic Republic of Congo (DRC) for one year and tasked it to give priority to protection of embattled civilians.

Resolution 1856 extends the mandate of the mission known as MONUC, which expires at the end of the month, until December 31, 2009 and authorizes "the continuation until that date of up to 19,815 military personnel, 760 military observers, 391 police personnel and 1,050 personnel of formed police units."

It directs MONUC "to attach the highest priority to addressing the crisis in the Kivus (eastern DRC), in particular the protection of civilians, and to concentrate progressively during the coming year its action in the eastern part of the Democratic Republic of Congo."

The French-drafted resolution also makes clear that the UN force can now act independently against rebel armed groups threatening civilians as well as humanitarian and UN personnel.

Fighting since late August between government troops and CNDP rebel forces led by ethnic Tutsi warlord Laurent Nkunda has displaced more than 250,000 people in eastern Nord-Kivu province.

The CNDP has inflicted heavy losses on the Congolese army, taking its assault to the outskirts of Nord-Kivu's regional capital Goma.

MONUC has been widely criticised over its inability to stop the fighting and to protect civilians in Nord-Kivu, where some 6,200 of the overall force are currently deployed.

France's UN Ambassador Jean-Maurice Ripert said the resolution sent a clear message that MONUC is empowered to conduct operations against armed groups which would endanger the peace process.

He said the text serves notice that regional states "must cooperate with the DRC government to help bring about a return to lasting peace and security on DRC territory."

"We welcome the reinforcement of the bilateral Rwanda-DRC dialogue which we view as one of the keys to regional stability," Ripert noted.

Under the Nairobi deal reached by DRC and Rwanda last year, Kigali committed to seal its borders with its neighbor to prevent the movement of any armed groups and to curtail any support they might access.

The presence of the armed rebels -- most notably (FDLR), whom Kigali accuses Kinshasa of backing -- has long strained ties between Kinshasa and Kigali.

Rwanda accuses some of the FDLR rebels -- estimated to number 6,000 -- of taking part in the 1994 Rwandan genocide, which the United Nations says resulted in some 800,000 mostly Tutsi dead.

Rwanda in turn denies accusations that it is supporting Nkunda against government troops in the eastern DRC.

Resolution 1856 meanwhile also authorizes MONUC to use "its monitoring and inspection capacities to curtail the provision of support to illegal armed groups derived from illicit trade in natural resources."

Nord-Kivu and Sud-Kivu provinces are rich in cassiterite (tin ore), gold and coltan, with trade in such minerals underpinning a decade of conflict and human rights abuses.

Coltan, or colombo-tantalite ore, is used to make pinhead capacitators that are essential parts in cellphones and other consumer electronics. One-third of the world's estimated coltan reserves are in Congo.

The 15-member council later unanimously adopted a separate resolution renewing until November 30, 2009 the arms embargo on armed groups operating in eastern DRC.

It also renewed for the same period financial and travel sanctions targeting political and military leaders of foreign armed groups operating in DRC as well as those of Congolese militias receiving foreign backing who impede the disarmament and repatriation process.

The sanctions also applied to "individuals or entities supporting the illegal armed groups (in eastern DRC) through illicit trade of natural resources."

lunes, 24 de noviembre de 2008

Noticias del 24-11-2008



Noticias recientes por Monte Carlo y Teledoce sobre actualidad de los Charrúas en el Congo.